martes, 26 de mayo de 2015

El guerrero

por Bert Hellinger

Un guerrero avanza sin tener en cuenta el peligro. Sobre todo un guerrero del espíritu. Sus flechas quedan adheridas. Por más que duelan, no es posible extraerlas. Pero no matan. Al contrario, nos impulsan hacia adelante, nos alejan de lo que aprendimos a querer, nos alejan de lo blando hacia la realidad que debemos enfrentar, por más dura que se nos muestre.
Heráclito fue un guerrero de ese tipo con su frase: Polemos pater panton, es decir, “la guerra es el padre de todas las cosas”. También Jesús fue un guerrero con su frase-aquí aparentemente opuesta de la frase de Heráclito: “Amad a vuestros enemigos, haced el bien a aquellos que os odian.” Otro guerrero es el Nahual de la tribu indígena yaqui del que habla Carlos Castaneda en sus libros. Cuando hablaba de los enemigos del conocimiento nombró, en segundo lugar, detrás del temor, a la claridad. Aun si nosotros nos rebelamos contra esa frase, llega. Yo también fui un guerrero cuando desenmascaré a la conciencia buena o tranquila como el enemigo del amor, la que divide a las personas en buenos y malos y decide quién o qué puede existir y qué debe ser aniquilado.
Si seguimos el ejemplo de ese tipo de guerreros se requiere coraje para avanzar, sin tener en cuenta las objeciones que en nuestra alma eluden a la verdad de estas comprensiones y las debilita o quiere escapárseles. Pero siguen siendo un aguijón en la carne.
¿Cómo nos volvemos guerreros así? Por extraño que suene, a través del amor hacia todo tal como es, también hacia aquello que parece estar en nuestra contra. Ese amor se despide del fingimiento que nos lleva a considerar como bueno todo aquello que va en contra del amor a todo tal como es, porque se coloca por encima del lado oscuro de nuestra realidad en lugar de encararla.
Únicamente aquel amor que también reconoce al otro lado como equivalente, es puro. Ese amor es humilde. Al mismo tiempo es creador. Pone en funcionamiento algo y lo mantiene funcionado. A pesar de que ese amor reconoce los opuestos, los supera sin anularlos. Ese amor es libre, y libera. ¿Cómo? Con coraje.
Plenitud. La mirada del Nahual”, Bert Hellinger

sábado, 23 de mayo de 2015

Según cómo percibimos, creamos:

Una vez, a un hombre se le pinchó un neumático no muy lejos de una granja, en una remota zona agrícola. El hombre se dijo entonces a sí mismo:
—Allí hay una granja; estoy seguro de que deben de tener las herramientas que necesito para reparar la rueda. Mientras se dirigía caminando hacia la granja, pensó:
—Necesito absolutamente esas herramientas. Podría ser generoso y darle diez dólares al granjero por dejarme utilizarlas. Estoy seguro que me agradecerá el gesto.
Siguió caminando y pensó:
—Realmente este lugar está lejos y aislado. Si el granjero quisiera cobrarme 25 dólares por usar sus herramientas, tendría que pagárselos.
Más adelante pensó con cierta molestia: Estoy aquí abandonado. Si al granjero se le ocurre pedirme 50 dólares por dejarme utilizar sus herramientas, ¡no tendría más remedio que dárselos!
Cuando llegó a la granja y llamó a la puerta, estaba ya furioso.
Cuando el granjero abrió, el hombre le gritó:
—Bueno, ¿Cuánto me vas a cobrar por prestarme tus herramientas, sinvergüenza?
Podemos ver cómo este hombre, no sólo adoptó una actitud de acuerdo con el escenario que percibía, sino que de hecho, él mismo creó tal escenario.

Para meditar:
Las palabras que usas para describir tu experiencia crean tus creencias, y por lo tanto, tu realidad.

"Lo que creamos, es el resultado de lo que creemos" 

Edgard Bono

jueves, 21 de mayo de 2015

¿Cómo incorporamos las nuevas enseñanzas a nuestra vida cotidiana en medio del caos que solemos enfrentarnos a diario?

Hoy hasta la ciencia nos brinda comprensiones para poder liberarnos y crear algo nuevo que nos resulte más sano, más pleno y nutritivo para nuestras almas. 
Científicos como  Jean-Pierre Garnier Malet (doctor en Física francés) y Gregg Braden (ingeniero diseñador de Sistemas de Computación aeroespaciales y Geólogo) nos brindan comprensiones, y si abrimos nuestro corazón para recibirlas, nos daremos cuenta que están en sintonía con lo que nos dicen las Escrituras Sagradas; solo que parece que nos hemos olvidado de nuestro real origen: "Todos ustedes son Hijos de la luz" 1Tes 5,5.
Lo que hace décadas decían los filósofos o teólogos como Pierre Teilhard de Chardin (1881 - 1955) "Eres un ser espiritual inmerso en una experiencia humana"; hoy la ciencia lo ratifica. 
Ahora bien, ¿cómo llevamos todas estas enseñanzas a la práctica cotidiana de nuestro día a día, en medio del caos que solemos enfrentarnos a diario? 
Te comparto este trabajo personal y te invito a practicarlo a diario, pues ese cambio social hacia la paz que tanto anhelamos comienza con el trabajo personal de cada uno de nosotros, luego se expande, se irradia a otros. El cambio comienza desde el interior de cada uno, cuando elegimos abrirnos a la Vida con aceptación, y con la actitud adulta de volvernos responsables, asumiendo nuestra vida y dando lo mejor de uno mismo, en cada aquí y ahora que experimentamos:


Trabajo Personal:

¿Cómo borrar memorias que me perturban y crear un mejor futuro en mi vida?

=> Durante el día, cada vez que te pesquises a ti mismo con pensamientos y/o sentimientos negativos, respiras conscientemente, tomando al inspirar y soltando al expirar; y dices:
-"gracias por darme la oportunidad de dejarte ir y así, sentirme más libre".

Luego, te diriges al Espíritu Creador y pides:

-"Por favor, libera las memorias inconscientes de miedo, inseguridad, angustia, dolor, envidia, rabia, enojo, broncas....................................... de mi propia vida y la de mi familia. Gracias, por favor, si"

De esta manera calmamos la mente del parloteo incesante en que suele quedar atrapada; y vamos generando las condiciones para tener cada vez más pensamientos y sentimientos benevolentes; pues así es como nos mantenemos en sintonía con el Espíritu del Amor, de Unidad con todo; que es nuestro real origen.


=> De noche, cuando te vas a dormir, te entregas a Dios, te conectas con Él y le pides que ordene tu vidatus pensamientos, sentimientos y acciones para crear el mejor futuro en tu pareja, el mejor futuro en tu familia, tu mejor futuro en tu trabajo, etc.:

"Por favor, ordena mi vida de forma perfecta para crear un mejor futuro en mi pareja, un mejor futuro en mi familia, un mejor futuro en mi trabajo, un mejor futuro en mi profesión... gracias, por favro, si...."

La noche crea el día; entonces así, entregando tu ser a Dios cada noche,  Él creará tu mejor día! Adelante! te deseo lo mejor! 

Es tiempo de dar un paso adelante, de crecer, evolucionar. Así sea para Todos! 


Es posible liberarnos de nuestras heridas y traumas y abrirnos a un mejor futuro en nuestras vidas.
¡Así sea! 

«Todo cuanto pidáis en la oración, creed que ya lo habéis recibido y lo obtendréis» Mc 11,24

Encuentras ejercicios liberadores en el sig. link

Librerías virtuales:

miércoles, 20 de mayo de 2015

La teoría del desdoblamiento del tiempo de Jean-Pierre Garnier Malet

Jean-Pierre Garnier Malet es un doctor en Física francés, que descubrió en 1988 que el tiempo se desdobla. 
Garnier nos dice que el tiempo es continuo pero posee instantes imperceptibles que permiten el intercambio continuo de informaciones con el pasado y el futuro, y las llama “aperturas temporales”, las cuales nos aportan premoniciones e intuiciones. 
Esto nos permite optimizar el futuro antes de vivirlo, entendernos mejor y así crear un equilibrio individual y colectivo. 

Jean-Pierre Garnier nos enseña que es en el sueño paradoxal (es cuando estamos profundamente dormidos y se da la máxima actividad cerebral), que se da el intercambio entre el cuerpo físico y el energético. En este intercambio es cuando se arregla el futuro que se ha creado durante el día, por lo tanto al otro día la memoria está transformada. No por nada existe la famosa frase “lo consultaré con la almohada”. Este intercambio se realiza a través del agua del cuerpo. Esto desarrolla la intuición. No es necesario recordar los sueños, solo basta con prepararnos a “soñar bien” por la noche para vivir bien durante el día.

Garnier nos dice que justo antes de quedarnos dormidos tenemos unos instantes para conectarnos con esa parte energética, para pedirle que solucione los problemas. Esto es una relación con nuestra parte espiritual, nuestro Yo superior; es dejarle las riendas a él, ya que para eso son las noches. La noche sirve para borrar potenciales no deseados. ¡Podemos ver los peligros antes de vivirlos y por medio de la intuición borrarlos! Nuestro Ser experimenta rápidamente nuestro futuro, y por aperturas imperceptibles entre los dos tiempos, intercambia informaciones que nos llevan por el buen camino.






"Si emito benevolencia, recibo benevolencia... 
si quiero tener un futuro agradable tengo q pensar en hacer al prójimo lo q me gustaría q el prójimo pensara en hacerme a mi, 
y ahí ves que hay una benevolencia telepática... "
Jean-Pierre Garnier Malet 


Trabajo Personal
http://nuestravidaemocional.blogspot.com.ar/2015/04/que-hago-cuando-me-invaden-emociones.html

martes, 19 de mayo de 2015

LA LEYENDA DEL SOL Y LA LUNA

Cuando el SOL y la LUNA se encontraron por primera vez, se apasionaron perdidamente y a partir de ahí comenzaron a vivir un gran amor.

Sucede que el mundo aún no existía y el día que Dios decidió crearlo, les dio entonces un toque final... el brillo!!!

Quedó decidido también que el SOL iluminaría el día y que la LUNA iluminaría la noche, siendo así, estarían obligados a vivir separados.

Les invadió una gran tristeza y cuando se dieron cuenta de que nunca más se encontrarían...

La LUNA fue quedándose cada vez más angustiada. A pesar del brillo dado por Dios, fue tornándose solitaria.
El SOL, a su vez, había ganado un título de nobleza: "ASTRO REY", pero eso tampoco le hizo feliz.

Dios, viendo esto, les llamó y les explicó: "No debéis estar tristes, ambos ahora poseeis un brillo propio."

"Tú, LUNA, iluminarás las noches frías y calientes, encantarás a los enamorados y serás frecuentemente protagonista de hermosas poesías."

"En cuanto a ti, SOL, sustentarás ese título porque serás el más importante de los astros, iluminarás la Tierra durante el día, proporcionarás calor al ser humano y tu simple presencia hará a las personas más felices."

La LUNA se entristeció mucho más con su terrible destino y lloró amargamente... y el SOL, al verla sufrir tanto, decidió que él no podía dejarse abatir más, ya que tendría que darle fuerzas y ayudarle a aceptar lo que Dios había decidido.

Aún así, su preocupación era tan grande que decidió hacer un pedido especial a Dios:
"Señor, ayuda a la LUNA, por favor, es más frágil que yo, no soportará la soledad..."
Y Dios... en su inmensa bondad... creó entonces las estrellas para hacer compañía a la LUNA.

La LUNA siempre que está muy triste recurre a las estrellas, que hacen de todo para consolarla, pero casi nunca lo consiguen.

Hoy, ambos viven así... separados, el SOL finge que es feliz y la LUNA no consigue disimular su tristeza. El SOL arde de pasión por la LUNA y ella vive en las tinieblas de su añoranza.

Dicen que la orden de Dios era que la LUNA debería de ser siempre llena y luminosa, pero no lo consiguió... porque es mujer, y una mujer tiene fases. Cuando es feliz, consigue ser Llena, pero cuando es infeliz es menguante y, cuando es menguante, ni siquiera es posible apreciar su brillo.

LUNA y SOL siguen su destino. Él, solitario pero fuerte; ella, acompañada de estrellas, pero débil.

Los hombres intentan, constantemente, conquistarla, como si eso fuera posible. Algunos han ido incluso hasta ella, pero han vuelto siempre solos. Nadie jamás consiguió traerla hasta la Tierra, nadie, realmente, consiguió conquistarla, por más que lo intentaron.

Sucede que Dios decidió que ningún Amor en este mundo fuese del todo imposible, ni siquiera el de la LUNA y el del SOL... Fue entonces que Él creó el Eclipse.

Hoy, SOL y LUNA viven esperando ese instante, esos raros momentos que les fueron concedidos y que tanto cuesta que sucedan.

Cuando mires al Cielo, a partir de ahora, y veas que el SOL cubre la LUNA, es porque se reclina sobre ella y comienzan a amarse. Es, a ese acto de Amor, al que se le dio el nombre de Eclipse.

Es importante recordar que el brillo de su éxtasis es tan grande que se aconseja no mirar al Cielo en ese momento... tus ojos podrían cegarse al ver tanto Amor. 

lunes, 18 de mayo de 2015

Recibiendo y dando reconocimiento

Recibiendo un reconocimiento por mis 31 años de servicio como trabajadora en una empresa. 
Bendito trabajo que no solo me permitió sostenerme en vida y educar a mis hijos; sino también, me impulsó a formarme profesionalmente.
Bendito trabajo que fue un trampolín que me permitió crecer y desarrollarme. ¡Muchas Gracias! el reconocimiento es mutuo.

viernes, 1 de mayo de 2015

¿Cómo es nuestra actitud ante el trabajo?

¿Qué es para ti el "lunes"?
por Laurence Freeman

Los lunes nos inspiran distintos sentimientos: entusiasmo y excitación por volver a un trabajo que amas y en el que crees y el deseo de aprender de nuevas experiencias.
O sentimientos de terror y aburrimiento porque no puedes creer en el valor de lo que haces sólo para ganar lo suficiente para vivir.
Hoy, también, en momentos de alto desempleo, muchos sufren el miedo a la falta de sentido que puede invadir las mentes de aquellos que no tienen la dignidad del trabajo.

Y, "qué es lo que tú haces"; es una pregunta usual cuando conoces a alguien nuevo y te sientes impaciente en categorizarlo. Su empleo -e incluso la falta del mismo - y su actitud hacia él, rápidamente lo define o etiqueta.
Por supuesto es importante lo que hacemos cada día con nuestro tiempo. Aún más significante es cómo lo hacemos: un servicio que hacemos con gusto, o un tipo de esclavitud que asumimos con amargura.

Pero hay otro tipo de trabajo al que somos llamados y que determina la calidad de toda nuestra vida.

El secreto es desarrollar la actitud correcta hacia nuestro trabajo: compromiso y deseo de hacer una buena tarea; pero no con una obsesiva identificación con él.
El balance entre compromiso y desprendimiento que afecta toda nuestra experiencia y nuestras relaciones. Quiero decir el trabajo interior hecho sin pedir recompensa, que nosotros llamamos meditación.

Es el trabajo de atención - una palabra que tiene el sentido de "tender a" o "cuidar de".
La remuneración de esta tarea de amor es la compasión.
La empatía para las víctimas de desastres naturales, violencia o injusticia es una cosa, a menudo de corto plazo. La compasión es otra. Nos lleva más allá de objetivizar al otro hasta experimentar algo que es el comienzo de la divinidad: la inter subjetividad.

El extraño y maravilloso viaje que recomenzamos esta mañana del Lunes significa que la compasión y la auto aceptación liberadas por la atención dan sus primeros frutos en nuestra relación con nosotros mismos.
Nuestro trabajo interior es elevado a un mayor nivel de conciencia y alegría gracias a esto.

por Laurence Freeman
 
http://www.meditacioncristiana.com/mensajes_laurencefreeman_cuaresma2011.html