viernes, 17 de abril de 2009

Me Siento Adulta…

Y a la par, Creciendo


He logrado cada vez más ser yo misma,
y hallé felicidad en ello.
Contemplando mis cuatro décadas
Hoy es mi cumpleaños (17-04-1966).
Y al contemplar estas cuatro décadas de mi existencia, puedo hoy re-significar lo caminado, lo recorrido, lo vivido. Todo aquello gracias a lo cual, hoy soy la que soy.
Los primeros 10 los recuerdo como años de mucha diversión, juegos, libre y feliz.
Los 20 llegaron con muchos cambios. Con la gran alegría del nacimiento de mi hija.
Pero a la vez, mucha inseguridad, miedos, inmadurez.
Un poco más adelante, los 23, sobrevivo una gran tristeza: la muerte de mi segundo hijo.
Tan profunda tristeza, que la niego durante 9 años.
En esta etapa, mi pregunta interior era:
-¿Por qué me tiene que pasar esto a mí?
Luego, poco antes de mis 26 años, Dios me envió mi tercer hijo; que trajo, además de alivio, una inmensa alegría.

Veo mis aciertos y mis errores
La tercera década llegó con una grave enfermedad en el corazón.
¡Vaya casualidad! El órgano del amor. ¿Qué pasaba con mi sentir?
Mi vida era pensar y hacer. Mi sentir estaba disociado. No podía conectarme con él.
Seguramente porque me encontraría con esa profunda tristeza aún sin elaborar…
Pero la verdad es más fuerte. Y se impuso.
Desde ese momento mis esfuerzos fueron dirigidos a trabajar en mi misma.
En esta etapa, mi pregunta había cambiado, y era:
-¿Qué puedo aprender de esto que me está pasando?

Navegando mar adentro...
Para sanar tuve que descender a mis infiernos, y encontrarme con todo lo que estaba muy guardado en las profundidades de mi interior: emociones, rabias, miedos, penas, duelos, carencias e inseguridades.
Solo cuando fui capaz de mirar las raíces de mi sufrimiento, de frente, dejaron de tener poder sobre mí.

Y echando redes
Fue una época de mucho dolor.
Pero a la vez, de mucha liberación interior.
Y un gran aprendizaje de vida.
Claro que esto fue posible gracias a personas que me transmitían su mirada amorosa, su aceptación. Hoy sé que fue Dios que las puso en mi camino.

Mi corazón se abrió
Todo esto hizo que las puertas del corazón se abrieran, y comenzó una Nueva Vida.
Una nueva vida más conciente de mi misma, de mi capacidad de amar y ser amada.
Y así llegaron los 40, que fueron coronados con una hermosa fiesta para celebrar mi casamiento con mi amado Richard. Una fiesta llena de alegría, amor, felicidad. Nunca la olvidaré.

Dios sanó mis heridas
Y ya son unos cuantos años de ser “lo mejor que pude ser”.
Sí… ha habido mucho dolor y daño. Pero también mucha alegría, profundidad, amor.
Hay un tiempo para todo, dicen las Escrituras Sagradas, y así es.
Durante esta última década he aprendido y puesto en práctica nuevas maneras de ser.
Tuve la oportunidad de abrirme a nuevas ideas, a nuevas experiencias muy positivas y enriquecedoras, que me hicieron crecer y madurar como nunca lo hubiera imaginado.

Liberó mi ser
Soy sincera al afirmar que he logrado cada vez más ser yo misma.
Y hallé felicidad en ello. ¿Qué más alegría que esta?
Al mismo tiempo sentí la necesidad de hacer de mi vida un aporte creativo.
Y hoy ya no lucho contra fuerzas adversas, ya no me pregunto porqué, hoy sé que no estoy aquí por accidente, que mi vida tiene un propósito, e intento hacer de este mundo, junto con otros, un lugar mejor.
Cuando mi tarea se dirige hacia ello, me invade una profunda sensación de plenitud.

¡Y comenzó la fiesta!
Soy una mujer feliz y agradecida.
Soy una feliz dadora de lo que he recibido del Creador.
Hoy celebro con todas mis fuerzas que Jesús me sacó de las garras del infierno, y convirtió mi lamento en baile =)
Bendijo mi vida y la de muchos más.
Gracias Padre bueno por el Don de la Vida,
Gracias a ti Señor de la Gloria porque renovaste mi ser,
Gracias por todos los seres que amo y me aman,
Gracias te doy, desde el fondo de mi alma, por todo lo que has hecho, lo que haces y lo que harás,
¡Eternamente Gracias porque viví tu amor Padre Dios!
No me alcanzan las palabras para agradecerte, Toda mi alma te doy, toda mi adoración, porque lo que soy, lo soy por ti,
Continuaré trabajando para Ti, para llegar a decir, con serenidad y gratificación:
¡Todo está cumplido! (Juan 19,30).

¡GRACIAS A LA VIDA QUE ME HA DADO TANTO!
¿Cómo quiero vivir hoy? 
EN GRATITUD PERMANENTE  a la VIDA COMO ES, 
en sintonía con el CREADOR;
Y, cuando la Vida diga basta, volver a la Fuente Esencial...
Síntesis
A partir de mi propia historia, creo que el error y el fracaso son parte de un proceso mayor; y que a partir de los cuales, con fe en Dios que nos ama infinitamente, que habita en nuestro interior y desde allí nos guía, junto a personas que nos ayuden, podemos ir hacia la realización y el amor.

Para reflexionar
Dicen que a cierta edad las personas nos volvemos más conscientes.
Es muy probable, porque nunca fui tan consciente de mi existencia como ahora.
Nunca me sentí tan protagonista de mi vida, y nunca disfruté tanto de cada momento.

Descubrí al ser humano que sencillamente soy, con sus virtudes y sus miserias.
Descubrí que puedo permitirme el lujo de no ser perfecta, de tener debilidades, de equivocarme, de no responder a las expectativas de los demás.
Y a pesar de ello.... ¡quererme mucho!

Cuando me miro al espejo ya no busco a la que fui.
Sonrío y celebro a esta que soy, hoy.
Y me alegro del camino andado, de la experiencia que me dieron estos años.
Asumo mis contradicciones. Valoro lo recorrido.

¡Estoy Viva! ¡Qué bueno esto de vivir sin la obsesión de la perfección!
¡Qué bueno esto de liberarse de la ansiedad que produce correr permanentemente buscando que todos te quieran!
¡Qué bueno quererse y respetarse uno mismo!

¡Qué maravilloso reconocer que la felicidad está en nuestro interior, tan relacionada con nuestras búsquedas y nuestra sintonía espiritual con el Amor!
¡Qué gracia haber comprendido que la alegría y el poder no están afuera, sino dentro de nosotros! ¡Qué bello es Vivir! ¡Qué bello es amar! ¡Que la Vida viva a través nuestro!
¡Gloria a Dios que nos ama a Todos por Igual!

La espiritualidad nos ilumina el camino
"Por la gracia de Dios soy lo que soy, y la gracia de Dios no ha sido estéril en mí"
1 Cor, 15, 10

"Tarde te amé, hermosura tan antigua y tan nueva, tarde te amé.
Tu estabas dentro y yo te buscaba fuera".
San Agustín

Un toque de humor: ¿Mediana edad?
-Mediana edad es cuando tu edad empieza a aparecer en la cintura...
-Mediana edad es cuando tenes ganas de hacer gimnasia y te dormís esperando que se te pase.
-Mediana edad es cuando tu médico te recomienda ejercicio al aire libre y vos te subís al auto y vas manejando con la ventanilla abierta.
-En la mediana edad, las cenas a luz de la vela no son más románticas ya que no se consigue leer el menú.
-Mediana edad es cuando en lugar de peinarte empezas a "acomodar" los pelos que te sobran.
-Infancia: época de la vida en que hacemos morisquetas en el espejo.
-Mediana edad: la época de la vida en la que el espejo se venga.
-Hay tres períodos en la vida: infancia, juventud y “se te ve esplendida".

¡Já! ¡Me veo esplendida!
¡Hasta pronto! Maria Guadalupe =)

Me quiero como soy, imperfecta, hago lo que sé hacer,

«Mujer, ¿por qué lloras?» Jn 20,15

«¡María!» Jn 20,16

«Fue María Magdalena y dijo a los discípulos que había visto al Señor» Jn 20,18